La Chaya,
gran aportación de los Mayas al resto del mundo
(
Antojitos elaborados con Chaya)

La chaya, una contribución de los mayas al mundo, pues además de ser rica en vitamina 'A' y hierro, y tener beneficios medicinales, pueden prepararse con ella deliciosos platillos.


Una gran contribución de los mayas al mundo ha sido sin duda el empleo de laschaya.jpg (52587 bytes) hojas de Chaya.

En los alimentos y como medicina, proporciona cuantiosos beneficios al organismo humano. Entre ellos está el mejorar la circulación sanguínea, ayudar a la digestión, a la visión, desinflamar las venas y hemorroides, bajar el nivel de colesterol, ayudar a reducir el peso, prevenir la tos, aumentar el calcio en los huesos, descongestionar y desinfectar los pulmones, prevenir la anemia, mejorar la memoria y las funciones del cerebro, y combatir la artritis y la diabetes.

Además, la chaya es más rica en hierro que la espinaca y es una poderosa fuente de calcio y potasio. Crece muy fácilmente y es una hermosa planta que sirve de adorno en cualquier huerto o inclusive en un jardín y se puede acomodar de manera que forme un borde alrededor de un camino.

En la península de Yucatán es muy fácil encontrarla, pues se vende en casi todos los mercados y supermercados, su nombre botánico es Cnidoscolus Chayamansa.

Se consume de muchas maneras, como su hoja es blanda se puede añadir a las sopas, pastas, salsas, ensaladas, huevos, panes, en fin a todo lo que se nos pueda ocurrir, no tiene un sabor fuerte, así que es sólo como un condimento más. Para obtener mejores resultados hay que cocinarla a fuego lento.

Una deliciosa manera de tomarla es en forma de té.

 

Antojitos elaborados con Chaya

dzoto.jpg (23193 bytes)


Los Ingredientes
(30 piezas aproximadamente)

½ kilo de hojas de chaya, 1 kilo de masa fina para tortillas, 125 gramos de manteca de cerdo, sal al gusto, 1 paquete de hojas de plátano (aproximadamente 6 hojas), 250 gramos de pepita de calabaza tostada y molida, 6 huevos duros pelados y picados.

Salsa: 1 kilo de jitomate, 1 cebolla chica finamente picada, 1 cucharada de manteca de cerdo o de aceite de maíz, sal al gusto.


Cómo prepararlos

La chaya se pasa por agua hirviendo para suavizarla, se escurre y se pica finamente; se mezcla con la masa, la manteca y la sal. Se amasa todo perfectamente. Las hojas de plátano se limpian muy bien (si se cortan frescas se pasan por el fuego para que se marchiten y se puedan manejar bien.) Se cortan en rectángulos de aproximadamente 15 cm de ancho por 25 cm de largo. Se van untando las hojas con la mezcla de masa, se les pone encima una capita de pepita molida y otra de huevo picado y se envuelven poniendo primero uno de los lados más largos hacia el centro, luego el otro y cerrando los extremos inferiores hasta formar un paquetito rectangular. Se colocan en una vaporera o tamalera y se cuecen de una hora a 1½ horas y se sirven acompañados por la salsa roja.

La Salsa: Después de hervidos los jitomates se pelan y se muelen. La cebolla se acitrona en la manteca y se le añade el jitomate y sal al gusto. Se sazona muy bien.

Cómo servirlos

Se pueden servir desenvueltos sobre un platón acompañados con la salsa roja, o en sus hojas en una canastita forrada con una servilleta y la salsa en una cazuelita aparte.


crepas.jpg (18268 bytes)

Los ingredientes

Para las crepas: 50 gramos de mantequilla derretida, 6 huevos, ¾ de taza de harina cernida, ½ taza de leche, ¼ de taza de cerveza, sal al gusto, 20 gramos de mantequilla para el sartén.

 

El Relleno: ½ kilo de hojas de chaya, 1 cebolla picada finamente, 4 cucharadas de aceite de olivo, 1 diente de ajo prensado, 2 cucharadas de salsa de soya, ¼ de taza de crema, sal y pimienta al gusto.

Para la salsa blanca: 4 cucharadas de mantequilla en barrita, 2 cucharadas de harina, 2 tazas de leche, 1 taza de chaya cocida, picada y exprimida, sal y pimienta al gusto, 150 gramos de queso manchego o gruyere rallado. Para 4 personas.

Cómo prepararlos

Las crepas: Se mezclan todos los ingredientes y se licúan, se deja reposar la pasta durante 30 minutos y se hacen las crepas en un sartén de teflón pequeño, engrasándolo de vez en cuando con mantequilla, poniendo un poco de pasta con una cuchara y moviendo rápidamente el sartén en forma circular. Se voltean y se dejan unos segundos y se sacan (deben quedar muy delgadas).

Relleno: Se pasa la chaya por agua hirviendo para que se cueza unos segundos, se saca, escurre y pica finamente y se exprime muy bien. La cebolla se acitrona en el aceite de olivo, se agregan la chaya, la salsa de soya y se sazona un minuto, se le añade la crema y sal y pimienta al gusto.

La salsa: Se fríe la harina con la mantequilla durante un minuto, se le añaden la chaya, la leche caliente, sal y pimienta al gusto y se deja espesar durante dos minutos aproximadamente.

Cómo servirlos

Se rellenan las crepas y se acomodan en un refractario, se bañan con la salsa blanca, se les espolvorea el queso y se meten a gratinar al horno o al asador.

Se presentan en un bonito platón refractario, o en un refractario de vidrio metido en una canasta del mismo tamaño.

Por: Diario deYucatán/adaptación: Cityview

Este sitio es elaborado por Enlaces y Comunicaciones del Sureste, S.A. de C.V.
en coordinación con El Diario de Yucatán
Si tiene comentarios o sugerencias, favor de dirigirse a
ChichenItza
@sureste.com

Inicie el milenio con la nueva imagen que le estamos preparando...